ANDREA TUTOR: "CANTO A MI MUSA"

Poema dedicado a la Dr. ANA PATRICIA BOTÍN 
en LA FIESTA DE LAS PERSONAS, QUE NOS AMAMOS

ILOVEYOU,ILOVEYOU,ILOVEYOU

La Niña de la Pelota

 

ANDREA TUTOR

 

Pelotazos insistentes, ruidos porfiados

perturban la tarde de la Poeta enamorada.

Busco el origen de tanta malacrianza;

asomo el rostro a través de la baranda.

 

Veo piernas flexibles y bien torneadas.

¡Cuál no es mi asombro al ver a ANA!

 

Extremidades delgadas golpean la bola,

llenas de júbilo, alegría, frenesí, rabia,

con el fin de llamar mi atención:

¡Qué mire a mi Niña malcriada!

 

No veo el rostro, una gorra lo tapa,

al inclinarme curiosa a mirarla:

Salta de gozo, recoge la pelota;

con satisfecha sonrisa, corre al AUDI:

¡Sube en “un hasta mañana”!

 

II

 

Al mostrarse la Poeta de mi alma,

alzo los ojos y alcanzo a divisarla:

desde más debajo de las rodillas,

se alza mi reservada esfinge amada.

 

¡No es misteriosa, mas difícil verla,

a no ser le llame la Persona adecuada!

 

Mas, al exigirle su presencia romántica,

su presencia fina, elegante, sutil, adorada,

Sale la Poeta sin tomar en cuenta horas,

lugares, temporadas, ni ver a unos y otros:

¡En su mente, solamente, está fija mi mirada!

 

Por mi travesura, sonríe, siento me ama;

salto de júbilo al verla con sonrisa amada;

Huyo y no huyo, se asusta mi delicada alma.

¡Tanto amor! ¡He tocado su eje, su entraña!

 

III

 

Ya no es Domingo, el Domingo se alarga;

la cito de manera muy, pero muy rara

Y, en Lunes, llega al Parque a ver a su flaca

caminar rápido, con alas en las patas.

 

Llevo perro y al aire extremidades flexibles,

mientras remeneo piernas, torso, nalgas;

y, tal vez, una sonrisa perdida en el viento.

Miró mi media mitad, el movimiento.

¡En tan corto tiempo, no vio mi mirada!

 

Me deslicé por el parque, por el sendero,

sin pisar césped ni tocar plantas,

con la mirada muy fija, fija en mi Adorada:

¡No vio motivo de tanta prisa en la marcha!

 

Son mis complejos y la mucha fama:

todos me miran y no ven a ANA,

sino a la del dinero, a la millonaria.

¡Mas, la Poeta acaricia mi amable alma!

 

 

Santander, España, Febrero, 2013.